Animales

Cómo detectar si tu gato tiene parásitos

Pin
Send
Share
Send
Send


Tanto en perros como en gatitos, los parásitos son una condición que afecta a muchos animales en la primera etapa de su vida. Es por ello, que es importante conocer los síntomas que padece la mascota para poder reaccionar a tiempo en caso de padecer el parasitismo.

Respecto a los felinos, el veterinario Daniel Tobar, entregó algunos datos importantes a considerar para detectar si este padece de parásitos. El experto señaló que, en el caso de los gatos, existen diferentes tipos de parásitos que los afectan, pero hay uno que es zoonótico y se llama toxoplasma gondii y causa una enfermedad llamada toxoplasmosis, la que causa abortó en mujeres embarazadas.

En relación a los síntomas de los gatitos, el médico destacó que este animal es muy íntimo, por lo que requerirá de una gran observación para saber sí padece de parásitos.

Dentro de las reacciones más comunes, el veterinario señaló que el gatito arrastrará su rabo por el suelo en señal de molestia. Además, respecto a sus síntomas físicos, es usual que el felino presente un pelaje opaco o sin vida, además de una evidente pérdida de peso, sumado a una alopecia generalizada (pérdida anormal de pelo) o calvicie.

También el felino presentará otros síntomas que además se relacionan con otras enfermedades, estos son vómitos, diarrea y la aparición de los parásitos en la feca. En un sentido más grave de la enfermedad, el gato puede presentar anemia o problemas sanguíneos que pueden derivar en la muerte.

Otro síntoma, es la insistencia del gato por lamerse el ano, lo que contribuirá a la entrada del parásito por el hocico del animal iniciando el ciclo nuevamente.

Cabe señalar que Daniel destacó que es importante desparasitar a las mascotas cada 3 meses, y si son recién nacidos hay que llevar a cabo la tarea cada 15 días. También destacó que las gotas solo sirven para los primeros meses de vida del animal y luego hay que cambiar a pastillas.

¿Cómo lo puedes prevenir?

  • En gatitos: La desparasitación interna (parásitos internos) a los 45 días de v >gatos adultos y sénior: La desparasitación interna (parásitos internos) de manera trimestral, y los antiparasitarios externos en épocas de infestación parasitaria o mensual, en el mercado hay múlt iples antiparasitarios externos para gatos a utilizar en esta época.

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compártelo!

¿Qué tipos de parásitos internos afectan a los gatos?

Hay varios que pueden poner en serio riesgo la vida de tu peludo, y son:

  • Anquilistomas: estos parásitos succionadores viven en el intestino delgado del animal. Las larvas pueden vivir también en las almohadillas de las patas.
  • Dipyl >Síntomas más frecuentes

Además de los mencionados, una infección de parásitos puede provocar diarreas, vómitos, fiebre, lesiones en la piel, irritación en el ano e incluso retraso en el crecimiento. Así, es sumamente importante desparasitarlo, pues de lo contrario su vida podría correr peligro.

Los gatitos y/o gatos que recogemos de las calles, en la mayoría de los casos, están infectados por parásitos por lo que lo primero que hay que hacer es llevarlos al veterinario para que los examine y darles una pastilla antiparasitaria. Si a tu gato no hay manera de dársela, has de saber que también hay pipetas que eliminan los parásitos internos.

No te olvides de desparasitar a tu gato una vez cada tres meses -o cada mes, dependiendo del antiparasitario- paraproteger su salud.

Ten en cuenta estos sencillos consejos para mantener la buena salud de nuestra mascota

Son muchos los parásitos que pueden afectar a nuestro gato y causarle auténticos problemas. Obviamente, el riesgo de contagio es mucho mayor en el caso de los gatos callejeros, pero esto no significa que aquellos que permanecen en el interior de las viviendas estén exentos de peligro.

Los más habituales son de tipo externo, como pulgas y garrapatas, los cuales les provocan importantes picores que pueden derivar en heridas en la piel, en el caso de no detectarse a tiempo. Sin embargo, también es posible que estos pequeños compañeros felinos sean víctima de parásitos internos, cuyo descubrimiento puede ser más complicado.

Es el caso de las tenias y las lombrices. Las primeras se contagian a partir de las pulgas, mientras que las lombrices intestinales son transmitidas por la gata madre a sus pequeños. Es a través de las heces como los gatos infectados hacen proliferar este tipo de parásitos, los cuales pueden apreciarse al tratarse de pequeños filamentos blanquecinos.

Dado el alto riesgo de contagio es necesario prestar mucha atención a nuestros gatos y a sus deposiciones, además de adoptar medidas preventivas a través de comprimidos o pipetas. En el caso de creer que nuestra mascota puede estar afectada, hay que deshacerse de ellos lo antes posible para evitar malos mayores.

Tos, dificultad para respirar o incluso vómitos y diarrea son algunos de los síntomasante los que debemos alertarnos. También en el caso de que el gato tenga la barriga hinchada o presente un aspecto desaliñado. En cualquiera de estas situaciones hay que acudir urgentemente al veterinario para que le realice un chequeo completo y nos indique cuáles son los medicamentos a los que debemos recurrir.

Solitarias o lombrices

Los parásitos internos más comunes son las solitarias o las lombrices. Se denominan Dipylidium, ese es su nombre científico, y sus síntomas pueden pasar desapercibidos, pero al vivir en el intestino de tu gato, en ocasiones aparecen en sus heces. Si hay una infestación importante, tu felino puede tener vómitos, irritación en el ano, retraso del crecimiento o pérdida de peso.

Giardiasis

Este es un protozoo parásito que también afecta a gatos y perros, pero que no suele presentar síntomas. En ocasiones puede producir sangre en las heces y diarrea en gatitos muy chiquitines a los que la infección de otros parásitos haya debilitado.

Coccidiasis

La Coccidia es otro protozoo parásito, no es exactamente un parásito, y sobre todo afecta a gatos y perros. Los síntomas pueden verse en cachorros recién nacidos o con pocas semanas de vida, y pueden incluir diarrea y dolor de barriga. Existe la complicación de que tu mascota sufra una deshidratación importante que ponga en peligro su vida. También puedes ver cómo cuidar un gatito recién nacido.

Anquilosomas

Existen unos parásitos que succionan la sangre llamados Anquilostomas (Ancylostoma), que viven en el intestino delgado del gato. Estos pueden llegar a provocar muchas enfermedades y también producir la muerte del felino por anemia severa y un nivel bajo de proteínas.

Los síntomas de los mininos infectadospor Anquilosomas son: heces negras o diarrea, vómitos, debilidad y letargo. Si la enfermedad se agrava, se presenta la anemia, que puede llegar a provocar la muerte de los gatos ancianos o jóvenes. Asimismo, pueden aparecer pequeñas lesiones en la piel producidas por las larvas en las almohadillas de las patas de tu minino.

Los parásitos más comunes en los gatos jóvenes son las ascárides, que tienen una doble dificultad: se contagian con mucha facilidad a las personas y son muy resistentes a los tratamientos. Si infectan a niños pequeños, las larvas pueden causar dolencias graves, por este motivo te aconsejamos que lleves a tu felino al veterinario un par de veces al año para comprobar que tu gato no tiene parásitos.

Los gatos que están infectados por ascárides tienen los siguientes síntomas: diarrea, distensión del abdomen y alguno de ellos pueden dormir más de lo normal (ver cuánto duermen los gatos) y perder peso. A veces, aunque no acostumbra a suceder, el número de parásitos es tan grande que obstruye los intestinos.

Aparte de estas complicaciones en el sistema digestivo que acabamos de comentar, los felinos infectados por ascárides pueden tener fiebre (ver cómo saber si un gato tiene fiebre), tos y neumonía, ya que las larvas llegan hasta su aparato respiratorio.

¿Quieres saber más sobre gatos?

Te recordamos que este post es únicamente informativo. En Curio Sfera .com no realizamos diagnósticos ni recetamos tratamientos o prescripciones veterinarias. Si detectas que tu felina mascota presenta algún tipo de malestar o síntoma, debes visitar a tu veterinario rápidamente.

Si quieres ver otros artículos parecidos a Cómo saber si mi gato tiene parásitos te invitamos a visitar nuestra categoría de mascotas. Del mismo modo, puedes hacer tus preguntas directamente en el buscador de nuestra web. Y recuerda, si te ha gustado, compártelo en las redes sociales o con tus amistades y familiares. También nos puedes dejar un comentario.:-)

Pin
Send
Share
Send
Send