Animales

Tratamiento de la alergia en mascotas y consejos para sus dueños

Pin
Send
Share
Send
Send


  • tamaño de la fuente disminuir el tamaño de la fuente aumentar tamaño de la fuente
  • Imprimir
  • Email
  • Mapa de acceso
  • Danos tu opinión

¿Tu perro se rasca, se muerde o lame en exceso, tiene eczemas, rojeces. Puede que tenga un problema en la piel, ¡aquí te damos información que te interesa!

"Enfermedades cutáneas" es un término general que utiliza para referirse a trastornos frecuentes y molestos que producen daños o irritan la piel, y que a menudo hacen que las mascotas se rasquen o se laman en exceso.

¿Qué causas pueden producir estas enfermedades de la piel?

* Reacciones adversas al alimento : puede ser que el perro tenga alergia a algun tipo de proteina presente en el alimento que está tomando. Algunas alergias comunes son a la carne, el pescado, el trigo, leche o vegetales.

* Otras alergias : la mascota puede ser alérgica a factores ambientales como el polvo, el molen o el moho.

* Parásitos : las pulgas, los piojos y los ácaros pueden causar irritaciones cutáneas leves o intensas.

* Desequilibrios hormonales : las mascotas con excesos o carencias de determinadas hormonas tienen tendencia a sufrir problemas de la piel.

* Infecciones : las infecciones bacterianas y fúngicas pueden provocar problemas cutáneos también.

¿Cuáles son los síntomas que verás en tu perro?

* Picor (se rasca, se lame o se frota)

* Cambios en el apetito

* Granos, manchas o placas de color rojo

* Mal olor de la piel

* Escaras, costras o piel engrosada

* Placas escamosas o ásperas

* Pérdida de pelo.

¿Qué podemos hacer para tratar las enfermedades cutáneas del perro?

1) Te recomendamos que sigas el consejo del veterinario .

En líneas generales, el tratamiento pasará por:

* Una dieta especial

* Una combinación de lo anterior.

Esta forma de actuar ayudará a que la piel y el pelo de tu mascota mejoren y se regeneren, y a que tu perro se recupere más rápidamente.

2) Asegúrate que todos los miembros de la familia sean conscientes del problema de la mascota y sus implicaciones (Ej: que no le den alimentos o premios que puedan perjudicarle).

3) No permitas que el perro cace, coma hierbas o vaya suelto si el veterinario sospecha una alergia alimentaria .

¿Quieres saber productos que ayudarán a tu mascota a superar sus problemas cutáneos? ¡Clica AQUÍ!

Anticipa el problema

Es lo más importante. Una vez que sabes qué es lo que le causa la reacción alérgica a tu amigo, debes de mantenerlo alejado de él lo máximo que puedas. Por ejemplo:

  • Alergia a la picadura de pulgas: si tiene alergia a la picadura de estos molestos parásitos externos, debes de ponerle antiparasitarios que los eliminen, ya sean pipetas, collares o sprays.
  • Alergia alimentaria: si hay algunos ingredientes del pienso que no le sientan bien, hay que cambiarle su com >Mantén la casa limpia

Aunque ya se haga, es muy recomendable hacer algunos cambios. Y es que, si usábamos la escoba, es preferible usar una mopa o una aspiradora, ya que levanta mucho menos polvo. Así, se evita que el perro tenga una reacción.

Por el mismo motivo, es mejor usar trapos húmedos a secos, ya que atrapan más y más rápidamente la suciedad, dejando las superficies brillantes.

Báñalo regularmente

Un baño le relajará mucho, y le quitará toda la suciedad, evitando reacciones alérgicas. Eso sí, no hay que hacerlo más de una vez al mes, pues de lo contrario la piel se quedaría sin su barrera protectora natural, y su salud podría estar en riesgo.

Con estos consejos, tu perro vivirá feliz 🙂 .

Fármacos, nutracéuticos y champuterapia para tratar a la mascota alérgica

Para tratar los síntomas típicos de alergia crónica en animales de compañía, clásicamente se ha recurrido al uso de corticoesteroides u otros inmunosupresores como la ciclosporina. Estos fármacos no están exentos de efectos secundarios, especialmente a largo plazo, como el hiperadrenocorticismo, o la diabetes.

Los antihistamínicos tienen un efecto variable en nuestras mascotas, no resultando útiles en la mayoría de los casos. Afortunadamente, se han desarrollado nuevas moléculas para aliviar el prurito, como el oclacitinib o el lokivetmab, que no presentan tantos efectos adversos.

Las infecciones bacterianas deben tratarse con el antibiótico adecuado, tras un cultivo, ya que administrar uno inefectivo puede empeorar la situación, e incluso contribuir a que los microorganismos desarrollen resistencias. No debes usar ningún medicamento por tu cuenta sin la prescripción de tu veterinario.

La champuterapia a base de sustancias hidratantes y emolientes como la avena o el aloe vera ha demostrado ser de vital importancia para el mantenimiento de la barrera cutánea del animal alérgico. El tratamiento médico del pioderma (infección bacteriana de la piel) o del sobrecrecimiento de Malassezias puede complementarse con el uso de champús con clorhexidina o antifúngicos, así como de sprays o espumas antipruriginosas, a base de fitoesfingosina, que alivian el picor a nuestra mascota.

Los suplementos dietéticos con ácidos grasos omega 3 y 6, protegen la piel y mejoran la calidad del pelo.

¿Se puede curar la alergia de mi mascota para siempre?

En algunos casos el uso de tratamientos de hiposensibilización ha demostrado ser muy eficaz para eliminar la alergia en animales de compañía como perros y gatos. Consisten en la creación de vacunas personalizadas para cada mascota con ínfimas cantidades de los alérgenos a los que es sensible que, al ser administradas en inyección o spray lingual, educan al sistema inmune para que no reaccione frente a ellos.

Tu veterinario te prescribirá un tratamiento personalizado para aliviar los síntomas de alergia a tu mascota.

Esto es especialmente útil en el caso de las alergias ambientales, como la alergia al polen o a los ácaros del polvo, ya que es muy difícil controlar la exposición a estos alérgenos. Sin embargo, la alergia alimentaria se controla evitando estrictamente cualquiera de los componentes a los que nuestra mascota es alérgica, proporcionándole una dieta hipoalergénica. Actualmente en el mercado existe una gama muy amplia de alimento seco y húmedo, sin cereales ni soja, y con fuentes de proteína noveles, como el venado, el salmón, o el canguro.

Consejos para dueños de animales con alergia a polen, ácaros y pulgas

El contacto de nuestros perros o gatos con este tipo de alérgenos es francamente difícil de evitar, puesto que son microscópicos y ubicuos, pero podemos seguir algunas pautas para minimizar el riesgo. Por ejemplo, mantener una buena limpieza en la casa y evitar alfombras donde se acantonen los ácaros. También puedes ventilar la casa en las horas de menor concentración de polen, que suele ser a primera hora de la mañana.

Aplicar sustancias hidratantes y emolientes como la avena o el aloe vera ayuda a mantener la barrera cutánea del animal alérgico.

Existen aplicaciones para móvil que indican la concentración diaria y por horas de polen en tu localidad, que te pueden ayudar a evitar zonas con excesiva concentración de polen, como praderas, aunque tampoco es cuestión de privar a nuestra mascota de su actividad lúdica habitual, por lo que en estos casos los tratamientos sintomáticos, tanto farmacológicos como la champuterapia, o los de hiposensibilización, juegan un papel fundamental.

Recuerda que si tu mascota presenta dermatitis alérgica a la picadura de la pulga (DAAP), es fundamental el uso de antiparasitarios externos para prevenir las infestaciones por estos parásitos.

Diagnóstico

En primer lugar, hay que determinar si el problema de la piel que padece tu perro se debe a la dieta. "La mayoría de la gente cambia de repente la dieta de sus perros cuando empieza a picarles algo", cuenta la Dra. Katy Nelson, una veterinaria asociada de emergencias que ejerce en Alexandria, Virginia (EUA). "Sin embargo, sólo un 10 por ciento de las mascotas sufre alergia alimentaria, de modo que encontrar el alérgeno causante es clave para controlar los problemas de la piel." Independientemente de si el alérgeno es ingerido o no, los alimentos formulados para pieles sensibles pueden proporcionar alivio.

Potenciadores de la piel y del pelaje

Control de calidad: déjate guiar por tu veterinario acerca de las opciones de marcas premium de alimentos más adecuadas para las necesidades de tu perro. Los alimentos de alta calidad contienen ingredientes que contribuyen a tener una piel saludable y un pelaje resplandeciente. Asegúrate de que los alimentos que elijas contengan los siguientes ingredientes:

Ácidos grasos omega-6 y omega-3: se encuentran en los aceites de pescado y de colza, se trata de ácidos grasos que ayudan a que el pelaje recobre su esplendor, lo cual a su vez reduce los picores y la necesidad de rascarse. Imagina que es como un acondicionador que funciona desde dentro.

Proteínas y carbohidratos de manera inteligente: con los problemas de la piel, suele suceder que menos es más. "Elige una fórmula que tenga únicamente una fuente de proteínas (p. ej. pollo o ternera frente a "productos avícolas") y una fuente de carbohidratos para reducir el riesgo de posibles estimulaciones antigénicas", cuenta Nelson. Una mezcla equilibrada de ingredientes de la máxima calidad reducirá el riesgo de reacciones nocivas frente a la comida.

Vitaminas y minerales: la biotina y la vitamina E en particular restablecen los nutrientes tanto de la piel como del pelaje. Nelson también menciona el ácido linoleico, que puede encontrarse en los ácidos grasos insaturados omega 6 que se obtienen de aceites vegetales, por su capacidad para restablecer el esplendor de los pelajes.

Húmeda o seca: tanto la comida húmeda como el pienso seco pueden contener todos los ingredientes antes mencionados. "La comida húmeda premium puede proporcionar los mismos beneficios nutricionales que los piensos secos", explica la Dra. Amy Dicke, veterinaria de los servicios técnicos de Iams.

La raza importa

Sospechosos habituales: algunas razas tienen mayor tendencia a padecer problemas de la piel y del pelaje. Entre ellos están los perros de caza, los perros blancos (similar a lo que sucede por ejemplo a las personas pelirrojas de piel sensible), los golden retrievers (y otras razas de pelaje espeso), pomeranians, doberman pinschers y otros. Desventaja genética: algunos perros de piel arrugada, como los bulldogs y los shar-peis, son conocidos por su piel problemática. Un estudio reciente publicado en la revista PLoS Genetics, estableció que la piel arrugada de los shar-peis contiene un exceso de hialuronato como resultado de una mutación genética y es la causa de la enfermedad inflamatoria de la piel. "Con esta información, la gente puede evitar criar shar-peis con muchas duplicaciones genéticas", declara la Dra. Linda Tintle del la Clínica Veterinaria Wurtsboro y coautora del artículo. "Comprender las causas también puede llevar a la aplicación de tratamientos más eficaces."

Pin
Send
Share
Send
Send